Además de la opción de usar un pipe:

10 * * * * /usr/local/bin/micomando 2>&1 | mail foo@bar.com

Podemos usar la variable MAILTO, que por defecto manda un correo a root, y poner cualquier dirección de correo. Además, si necesitamos usar un correo determinado solo para una tarea podemos hacer lo siguiente:

MAILTO=”foo@bar.com”
10 * * * * /usr/local/bin/micomando
MAILTO=”foo_perez@bar.com”
10 * * * * /usr/local/bin/miotrocomando

También podríamos usar multiples destinatarios simplemente separandolos por comas:

MAILTO=”foo@bar.com,foo_perez@bar.com”

Con la primera opción tenemos la ventaja de poder modificar el asunto, enviar copias ocultas, etcétera, con la segunda opción tenemos la ventaja de que incluso si el comando falla porque nos hemos equivocado al escribirlo, nos manda un mail con el error.